viernes, 8 de octubre de 2010

Éxito en Alemania de la ''caza'' a los pedófilos mediante encerronas emitidas en televisión.

http://www.lipperts-friseure.com/img/news/rtl2.jpg
'Lugar del crimen internet'. Ése el título de un documental elaborado por la cadena de televisión alemana RTL 2 y cuyo primer capítulo fue seguido la noche del jueves por 7 millones de espectadores que asistieron, atónitos, situaciones reales filmadas por las cámaras en las que hombres adultos captan a niñas de 13 años a través de la Red y posteriormente las encierran en habitaciones de hotel o las visitan en su propia casa para rasuraciones íntimas o directamente abusos sexuales.
El programa ha suscitado una gran polémica y responde a la fuerza que está cobrando el debate sobre la impunidad y falta de legislación sobre el consumo de pornografía infantil en internet.
Un equipo de periodistas de investigación, tras alquilar una casa y llenarla de cámaras ocultas, ha hecho que una actriz señuelo, representando niña de 13 años llamada Julia, suministre esa dirección en internet como si se tratase de su propio dominicio. Durante semanas, numerosos pedófilos han acudido allí con la intención de mantener con ella relaciones sexuales y con diferentes grados de sinceridad sobre sus intenciones.
El primer visitante fue un padre de familia, un hombre de 45 años, que previamente había contactado con la chica a través de internet. "¿Están tus padres en casa? ¿Dejarías que yo te rasurase el pubis?" es la toma de contacto con la menor anterior a la visita en la que, antes de que, segundos antes de que tenga lugar el abuso, interviene la policía, que no es de pega y que, tras comprobar su identidad, constata que ya tuvo una condena por abusos a menores en 2000.
El segundo caso es un profesor de instituto de 36 años, padre de una hija de corta edad que ha intercambiado con la menor varios mensajes electrónicos carentes de todo contenido sexual y que insiste en quedar con la chica en un lugar público. En lugar de la chica, y ante el peligro de una situación no controlada fuera de la vivienda, acude a la cita una representante del programa que graba la breve conversación.
"Nos aseguraremos de que todos los datos reunidos durante nuestra investigación lleguen a la Policía", garantizaba el ex senador de Interior de Hamburgo, que moderaba el programa en el estudio junto a la mujer del ministro de Defensa alemán, Stephanie zu Guttenberg, que acaba de publicar un libro sobre pornografía infantil titulado 'No mires hacia otro lado'.

Elmundo.es